Hosting por dinahosting.

Andalucía: la gran batalla por el poder

El Mundo:

La decisión de Susana Díaz de adelantar las elecciones ha puesto de acuerdo a todas las empresas demoscópicas: el gobierno que surja será más inestable. El CIS alejó ayer de nuevo al PSOE de la mayoría absoluta ante la pujanza de Podemos. Díaz se juega afirmar su poder y reforzarse frente a Pedro Sánchez. Mariano Rajoy tratará de evitar un batacazo de Juan Manuel Moreno Bonilla, su candidato, a quien sólo conoce un tercio de la población.

PSOE: El plebiscito de Díaz

Las elecciones andaluzas arrancan el ciclo electoral más importante que afronta el PSOE desde hace muchos años. El partido atraviesa el peor momento de su historia y está en juego incluso que siga siendo la fuerza mayoritaria de la izquierda, ante la pujanza de Podemos. Con este difícil panorama, el adelanto electoral que decidió la presidenta andaluza, Susana Díaz, supuso un alivio para los socialistas de toda España. Una victoria en Andalucía, como prevén las encuestas, puede ser el mejor revulsivo para el PSOE a nivel nacional de cara a las autonómicas y municipales de mayo e, incluso, para las generales de final de año.

Susana Díaz.

Como expuso Pedro Sánchez ayer en el Foro Líderes que organizaron la agencia Efe y KPMG, en las elecciones andaluzas «Susana Díaz va a revalidar el liderazgo electoral del PSOE» y va a inaugurar «el tiempo del cambio seguro que representa el PSOE».

La arriesgada decisión de Díaz de adelantar las elecciones es considerada un acierto por la mayoría del partido, que estuvo completamente al margen de la cuestión, como lo está de la campaña electoral, basada exclusivamente en la persona de la candidata. Los comicios se presentan casi como un plebiscito sobre la figura de la presidenta, que no ha compartido escenario con otros dirigentes nacionales en la intensa precampaña que ha desarrollado.

Pedro Sánchez quería participar activamente en la campaña andaluza, aunque desde hace semanas su equipo más próximo pudo comprobar que no era ésa la intención de Díaz. Todos los grandes líderes tendrán una intensa presencia en la campaña electoral salvo Sánchez, vetado por la presidenta. El secretario general sólo acudirá a dos mítines frente a las ocho visitas que realizará Mariano Rajoy (PP) desde la precampaña, y los tres mítines que habrá protagonizado Pablo Iglesias (Podemos). El hecho de que Susana Díaz centre la campaña en su figura tiene una clara lectura: suya será la victoria electoral. De nadie más. Casi ni del partido, que apenas ha participado en la elaboración del programa, presentado sin ninguna conferencia política o sistema de debate y propuesta previa, ni se ha articulado en actos sectoriales, como en otras elecciones. Susana Díaz se lo juega todo a la carta de su tirón electoral y, si triunfa, tendrá un poder incontestable.

Aún así, en Ferraz respetan la estrategia decidida en Sevilla de fijar el foco en la candidata y no en el partido, ni siquiera en el andaluz, en un momento de desprestigio general de las grandes formaciones políticas.

La rivalidad entre Susana Díaz y Pedro Sánchez no influye esta vez en las aspiraciones electorales de Ferraz. De hecho, el entorno del secretario general entiende que cuanto mejor sea el resultado de Díaz, mejor para todo el PSOE y para su líder.

La dirección federal espera que el PSOE saque una importante ventaja a Podemos -las encuestas le dan hasta 20 puntos de diferencia sobre el partido de Iglesias-. Eso serviría, aseguran, para visualizar que el PSOE es «la única alternativa de gobierno frente al PP».

El equipo de Díaz insiste en que sus encuestas, amplias y periódicas, vaticinan un resultado cercano a la mayoría absoluta, lo que permitiría a la presidenta gobernar en solitario. La posibilidad de recuperar la mayoría absoluta ha generado euforia en el PSOE-A, mezclada con cierto nerviosismo ante el esfuerzo que realizarán el resto de fuerzas políticas estos 15 días.

El escenario ideal de la presidenta es gobernar en solitario. Para ello cuenta con un presupuesto recién aprobado y la posibilidad de llegar a acuerdos puntuales con PP, con IU y con las nuevas fuerzas que, según los sondeos, podrían entrar: Podemos, Ciudadanos y UPyD. Susana Díaz se legitimaría así en las urnas, dejaría atrás la coalición con IU y se consolidaría como presidenta.

El nacimiento de su primer hijo en julio, cuando serán las primarias, y la determinación de Pedro Sánchez de presentarse podrían llevarla a dejar pasar también este tren, como ella lo denomina, en espera de una coyuntura política y personal más favorable que le permita llegar a la Secretaría General sin batallas internas.

PP: Encomendados a los indecisos

Andalucía tiene su propio relato electoral. Y a esta tesis se aferra el PP para evitar que lo que pase el 22 de marzo se interprete como el preludio del resto de elecciones. Sobre todo, si se pierde. La temperatura de lo que sucede en España no la va a proporcionar la batalla entre Susana Díaz y Juan Manuel Moreno Bonilla. El candidato de Mariano Rajoy a la presidencia del PP andaluz es sólo eso: su candidato. Si finalmente no logra un buen resultado, desde el PP se afanan en apuntar que no será una derrota del presidente. Ni de él ni de su política. Andalucía, insisten, tiene una «dinámica propia», más ligada en estos momentos a los problemas del PSOE.

Moreno Bonilla.

No es tampoco el primer test ciudadano sobre la solvencia de la recuperación económica porque, señalan fuentes del partido, «cuando realmente se notará es a final de año». Incluso antes, matizan otras fuentes: «Después del verano será perceptible. Marzo, abril y mayo van a ser meses buenos para el empleo». El primer examen serio de Rajoy, sostienen en el PP, son las elecciones autonómicas. Y aunque pueda parecerlo, indican, no se está implicando más en estas elecciones que en otras. Está previsto que al acto de hoy en Jerez se sume otro el fin de semana, el cierre de la campaña y tal vez otro más si su agenda se lo permite.

Si de algo va a servir el laboratorio andaluz, aseguran en el partido, es para testar la fuerza de Podemos y de Ciudadanos. Y en el PP nacional siguen sin creerse lo que dice el CIS. Sobre todo, los cinco diputados de Ciudadanos. No ocultan que Juan Manuel Moreno no es muy conocido -un tercio de los andaluces no sabe quién es- pero menos aún Albert Rivera, que «no ha recorrido ni un solo pueblo de la sierra andaluza».

Los sondeos del PP han llegado a reflejar una diferencia de sólo 1,6 puntos por detrás del PSOE. Y mantienen que, a diferencia de lo que ocurría antes, ahora las campañas sí son decisivas. No está cuantificado cuántos votos se pueden mover. Pero el sociólogo y presidente de GAD3, Narciso Michavila, recuerda que en las elecciones europeas el 12% de los que votaron lo decidieron el último día.

Con estos datos, el PP se encomienda al 41% de personas que, según el CIS, no sabe a quién votará. Génova ha puesto una vela a los indecisos y otra al voto oculto. «Y mucho más en Andalucía -señalan- donde todo el mundo se declara de izquierdas».

En el PP andaluz la lectura aún es más posibilista. Consideran que por primera vez en la historia de la autonomía, el centro-derecha puede no necesitar mayoría absoluta para investir a un presidente. Pero la mayoría simple, superar al PSOE por un solo voto, parece también un objetivo lejano. Juan Manuel Moreno asegura: «Está más cerca que nunca. Esta vez, el que gane gobernará».

En teoría, la ocasión es propicia. La fragmentación que se aventura en el voto de la izquierda por la irrupción de Podemos podría permitir al PP que, con muchos menos votos que hace tres años, cuando Javier Arenas recibió el apoyo de un millón y medio de andaluces, esté en mejores condiciones de acceder al poder autonómico. Los populares no acaban de creerse que con un 17% de votos a Podemos, según el CIS, el PSOE sólo pierda siete puntos.

El candidato popular ya ha prometido que dejará gobernar a Susana Díaz si la socialista es la candidatura más votada. Con ello, lo que estaría haciendo el PP sería cerrar a Podemos el paso a las instituciones. Hay quien dentro del partido considera que ha sido un compromiso precipitado de Moreno Bonilla, ya que, en el caso de que el PSOE ganara y no lograse investir a la presidenta con mayoría absoluta en segunda votación, habría que repetir los comicios.

Hay varias razones por las que casi nadie ve vencedor al PP. La primera es la creencia de que la de 2012 fue una gran oportunidad que nunca se volverá a presentar. Si entonces no se logró, frente a un candidato socialista, José Antonio Griñán, al borde de la imputación, ahora puede resultar muy difícil frente a una candidata que goza de gran popularidad y que, además, está embarazada.

Podemos: A por el voto de clase media y con estudios

Primeras elecciones andaluzas para Podemos. Primeras después de las europeas, o sea, que serán las que pongan a prueba las encuestas, ya que antes de optar a Bruselas las empresas de demoscopia que ahora ven la línea ascendente no fueron capaces de detectarles. Entonces, la previsión era a lo sumo un eurodiputado, y sacaron cinco. Ahora, según la encuesta de ayer del CIS, son unos 22 parlamentarios andaluces. Tercera fuerza en el eterno granero de votos del PSOE.

Teresa Rodríguez.

La candidata, la gaditana Teresa Rodríguez, lleva hechos los deberes sociológicos por esa cúpula de su partido ligada a la Facultad de Políticas de la Complutense: se centrará en ciudades de más de 50.000 habitantes y se olvidará de la Andalucía rural, esa que con tanto mimo está frecuentando Susana Díaz en las últimas semanas. Según los estudios elaborados por el equipo de Íñigo Errejón, el director de campaña, hay que ir a por el votante urbano, de clase media y con estudios. O sea, a cazar en los territorios del Partido Popular andaluz, dando por perdida la batalla con las redes clientelares bien tejidas por los socialistas en el campo.

Estas directrices han sido la causa de tensiones y de cierto adoctrinamiento del equipo de Madrid a Teresa Rodríguez, cara conocida, junto a Pablo Echenique, de la corriente más crítica del partido. Las listas que se presentan son fruto de un acuerdo entre las dos.

Tanto Errejón como Carolina Bescansa, según fuentes consultadas, le han pedido que se centre un poco más ideológicamente y renuncie a un pasado político que bebe de Izquierda Anticapitalista. Se trata de que Rodríguez sea coherente con un discurso nacional en el que la palabra izquierda no se menciona apenas.

Sin el campo y sin posicionamientos radicales, estaba cantado que también le pidieran que se alejara de Diego Cañamero, líder del Sindicato Obrero del Campo.

IU: Del poder a cuarta fuerza

El candidato de IU a presidir Andalucía, Antonio Maíllo, afronta un horizonte que, en sólo dos meses, se le ha torcido como la letra de un niño sin ayuda de renglones. Hasta finales de enero su partido gobernaba en coalición con el PSOE, administraba tres consejerías y las dos formaciones que ahora amenazan con arrebatarle el monopolio de tercera fuerza en el Parlamento, Podemos y Ciudadanos, apenas tenían estructura política en la región.

Antonio Maíllo

Pero Susana Díaz precipitó un nuevo esquema: rompió el pacto con IU, adelantó elecciones y los dos partidos de moda pusieron en marcha su maquinaria electoral. La estrategia de IU pasa por enfrentar su programa al del PSOE y por marcar distancias con Podemos, que amenaza con fagocitar al partido de Maíllo y otorgarle un papel residual en la Cámara autonómica. El CIS le da entre cuatro y cinco escaños, lejos de los 12 de hace tres años.

Para IU a escala nacional, estos comicios son «trascendentales». Sus rostros más conocidos «se volcarán» durante la campaña, aseguran en el partido. El coordinador federal, Cayo Lara, «pisará» la comunidad en siete ocasiones. El diputado malagueño y candidato a la Presidencia española, Alberto Garzón, lo hará en 10. En esta campaña IU dispone de un presupuesto de 900.000 euros, un 40% menos que en 2012.

Hasta el debate del lunes en Canal Sur, el candidato alternará diversos actos en Sevilla con la visita a varias localidades gaditanas. La tarde del domingo la dedicará a preparar a fondo el choque televisivo con Susana Díaz y el popular Juan Manuel Moreno. Luego arrancará su tour por el resto de provincias. Para la creación del programa electoral ha contado con la participación, entre otros, del ex Defensor del Pueblo andaluz José Chamizo y del poeta Luis García Montero, ahora candidato en Madrid. Todo por no caer en la irrelevancia política.

Ciudadanos: Mérito frente al ‘clientelismo’

Ciudadanos (C’s), el partido presidido por Albert Rivera, se presenta por primera vez a los comicios andaluces y podría ser una de las sorpresas, ya que entraría en el Parlamento regional con entre cinco y 12 diputados, según la horquilla de escaños que le atribuyen las encuestas.

Juan Marín.

La formación política de Rivera propone un «cambio sensato y viable» para Andalucía que ponga fin a los «fracasos y mentiras de los viejos partidos». Apelan al mérito y la capacidad de la ciudadanía frente a la red clientelar tejida por el PSOE durante más de 30 años. Sus propuestas estrella son para combatir el paro, que en Andalucía es del 34,2%, y la corrupción.

El candidato de Ciudadanos a la Presidencia de la Junta es Juan Marín (Sanlúcar de Barrameda, Cádiz, 1962), concejal independiente que gobierna con el PSOE en Sanlúcar de Barrameda desde 2007. Precisamente su pacto con los socialistas ha generado cierto recelo entre los posibles votantes de Ciudadanos, como reflejan algunas preguntas enviadas por los internautas a Marín en los encuentros de EL MUNDO. Sobre los pactos, el candidato de Ciudadanos ha señalado que el PSOE lo tiene «muy difícil» porque «tendría que dar un giro de 180 grados a lo que ha venido haciendo hasta ahora. Y lo mismo pienso que ocurriría con el Partido Popular».

Marín intentará llevar su mensaje a toda Andalucía. Tiene actos en pueblos como el sevillano de Lora del Río, donde acudirá a la feria de la tapa, los onubenses de la Palma del Condado y Almonte, o los jiennenses de Linares y Baeza, además de los almerienses de Roquetas de Mar o Huércal-Overa. También dará mítines en las ocho capitales andaluzas. Rivera participará en al menos siete actos. El primero será hoy mismo en Almería y le seguirán Granada, Málaga y Cádiz para terminar en Sevilla el viernes 20 con el cierre de campaña.

UPyD: En busca del escaño que acarició en 2012

Hace tres años, en las últimas elecciones autonómicas, UPyD multiplicó casi por cinco su apoyo en las urnas y se quedó a 11.134 votos de obtener un escaño en el Parlamento andaluz. Por segunda vez, el abogado Martín de la Herrán (Jerez, 1976) encabeza la lista de la formación magenta con la intención de lograr la representación que acarició en 2012. Y ello pese a que el viento de las encuestas no sopla a su favor.

Martín de la Herrán

El sondeo del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), cuyos resultados se conocieron ayer, le vuelve a dejar fuera del antiguo Hospital de las Cinco Llagas al otorgarle un 2,3% en estimación de voto. Sólo en dos circunscripciones (Cádiz y Granada), según este barómetro, UPyD superaría el 3% de votos que fija la Ley Electoral de Andalucía como porcentaje mínimo para que se tomen en cuenta las candidaturas presentadas.

«No me creo las encuestas, ni cuando son buenas ni cuando son malas», opina De la Herrán, que ha optado por presentarse esta vez por Málaga -en lugar de por Sevilla, por donde concurrió en 2012- por ser en esta provincia donde la formación cuenta con más militantes.

Junto con la reforma de la Ley Electoral, una de las apuestas estrella de UPyD ante la cita del 22-M es combatir la corrupción, tras los escándalos de los ERE, los cursos de formación o las facturas falsas de UGT. En este sentido, propone -entre otras iniciativas- que sea la Junta la que impulse la instrucción de causas por mala gestión y la eliminación del aforamiento para los diputados autonómicos.

Otra gran apuesta es la lucha contra el desempleo, que en la comunidad andaluza alcanza el 34,23% (más de 1,39 millones de parados). Una Ley de Segunda Oportunidad para quiebras de autónomos y pymes, la reducción de impuestos y tasas y el fomento del autoempleo son algunas de las propuestas en esta materia.

Deja un comentario

CAPTCHA Image
Play CAPTCHA Audio
Reload Image

Traductor
Secciones
Ficheros mensuales

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.

Translate »