Hosting por dinahosting.

El dilema del PP: ni decir ‘no’ al Rey ni investidura ya sin apoyos

Génova contempla aceptar el encargo pero no fijar fecha hasta no cerrar un acuerdo

El Rey encara hoy la tercera y última jornada de consultas que, en condiciones normales, debería desembocar con la propuesta de Mariano Rajoy a la Presidencia del Gobierno. La vicepresidenta en funciones, Soraya Saénz de Santamaría, reiteró ayer que Rajoy mantiene «contactos abundantes y discretos» para intentar conformar un Ejecutivo. Pero el silencio que el dirigente popular ha impuesto a las negociaciones -es tan espeso que PSOE y Ciudadanos niegan que se estén produciendo- pospone hasta hoy mismo la resolución del rompecabezas de la investidura.

A falta de lo que Pedro Sánchez y Albert Rivera puedan transmitir hoy a Felipe VI, Mariano Rajoy parece debatirse entre cierta voluntad de no rechazar por segunda vez el encargo del Rey pero también de no someterse a la investidura si no cuenta con apoyo suficiente para salir elegido. A este «dilema», según fuentes del PP, debe hoy dar respuesta.

Los populares han valorado todos los escenarios posibles: desde que Felipe VI no proponga candidato si el presidente en funciones le informa que no dispone de respaldo a la opción de que el Rey se lo ofrezca, él acepte pero no se fije una fecha de investidura hasta que no haya alcanzado un acuerdo con PSOE y Ciudadanos. Fuentes del partido confirman que las dos se contemplan. La última con mayor profundidad en las últimas horas.

Después de que el martes el diputado de Nueva Canaria, Pedro Quevedo, asegurara que el Rey se plantea abrir un periodo de reflexión y defendiera que la solución podría no conocerse este jueves, algunas de las comparecencias de ayer en el Congreso de los dirigentes que acudieron a la Zarzuela incidieron en este relato. La portavoz de En Marea, Alexandra Fernández, desveló que el Rey le «transmitió» que había que buscar «como fuera» una solución para que los españoles no tengan que ir de nuevo a las urnas. «Lo que hace falta es que las fuerzas políticas que tienen responsabilidad se pongan manos a la obra», dijo.

En términos parecidos se pronunció el portavoz de Compromís, Joan Baldoví. Felipe VI, declaró, le trasladó su preocupación por la situación de «absoluto bloqueo» político para la investidura y por la posibilidad de que transcurra el verano sin que pase nada. Baldoví también relató que el Monarca le dijo que «no le gustaría» que hubiera que convocar unas terceras elecciones. La opinión personal del diputado valenciano es que si Rajoy no se muestra dispuesto a ir a la investidura, el Rey no se lo ofrecerá.

En cambio, el representante de En Comú Podem, Xavier Domènech, sostuvo que la voluntad «real» es que «haya candidato» pero, recordó, que el PP ha expresado que si Rajoy carece de votos no se someterá a la investidura. Domènech explicó que «cabe la posibilidad» de que no acepte el encargo de Felipe VI, lo que nos conduciría a un «limbo», una «zona desconocida» en términos institucionales y constitucionales. Todos estos portavoces revelaron la inquietud del Monarca sobre cómo poner en marcha el reloj para unas nuevas elecciones si ningún aspirante se presenta a la investidura. Sólo se pueden convocar otros comicios tras fracasar la votación de un nuevo presidente del Gobierno. No obstante, en Moncloa se estudian posibles fórmulas jurídicas alternativas y Rajoy no descarta pedir en septiembre la disolución de las Cortes si no consigue embastar un acuerdo.

Por su parte, Albert Rivera, durante la intervención en la reunión del grupo parlamentario de Ciudadanos instó a Rajoy a someterse a la investidura. «Tiene que facilitar las cosas al Rey», señaló. No entenderíamos, añadió, un no. «Debe asumir su responsabilidad y buscar luego los apoyos», sostuvo el líder de Ciudadanos. Rivera reiteró que ellos se abstendrían y que si el PSOE hace lo mismo «este país se pone en marcha». Por ello repitió que el dirigente popular «busque» la abstención de los socialistas y que «se mueva» porque, dijo, «los Gobiernos no caen del cielo, hay que buscarlos».

Fuentes de Ciudadanos indicaron ayer que su impresión es que Felipe VIpropondrá a Rajoy formar Gobierno y él asumirá el encargo, pero la investidura -cuya fecha deben fijar el aspirante y la presidenta del Congreso- se demorará algunas semanas hasta que haya un acuerdo.

Ayer, todos los representantes políticos que se entrevistaron con el Monarca le informaron que votarán no a la virtual investidura de Rajoy: En Marea, PNV,Convergència, Compromís y En Comú Podem. Los tres grupos de izquierda animaron a Pedro Sánchez a liderar una alternativa. Incluso los vascos se mostraron dispuestos a sentarse a hablar, pese a que ayer Aitor Esteban criticó duramente que los socialistas se esfuercen en echarles en brazos del PP, a pesar de que gobiernan con ellos en las tres capitales vascas y las tres diputaciones. Tanto Esteban como el portavoz de Convergència, Francesc Homs, insistieron en que no respaldarán al candidato popular ni en la primera ni en la segunda votación, si finalmente el Rey se lo encarga.

Deja un comentario

Play CAPTCHA Audio
Reload Image

Traductor
Secciones
Ficheros mensuales

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.