Hosting por dinahosting.

El PP fía la investidura del 5 de agosto a que el Rey haga recapacitar a Sánchez y Rivera

El PP no cree que los líderes del PSOE y C’s sostengan ante don Felipe su idea de celebrar primero una investidura fallida
Foto: El presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, y la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría, durante la sesión constitutiva de las Cortes Generales de la XII Legislatura. (Reuters)
El Partido Popular mantiene la esperanza en resolver a primeros de agosto (en votación del día 5) la investidura de Mariano Rajoy como presidente del Gobierno, pese al no reiterado por Pedro Sánchez y la resistencia de Albert Rivera a pasar de la abstención al sí, a la espera de que el dirigente socialista ceda primero. En fuentes gubernamentales, fijan la próxima etapa en el proceso de “decantación” de ambos en el trámite de consultas del Rey. No se creen que los representantes del PSOE y Ciudadanos sostengan ante don Felipe su idea de que primero tiene que haber una investidura fallida y luego ya veremos; o que el desbloqueo se puede dejar para finales de agosto o septiembre.

La presidenta del Congreso, Ana Pastor, acude hoy a la Zarzuela para comunicar al Rey la constitución de la Cámara y la relación de las fuerzas políticas con representación parlamentaria, para que pueda empezar la ronda de entrevistas preceptiva para el encargo de formar Gobierno. Corresponde al monarca a partir de ahora convocar a los portavoces o dirigentes de los partidos para pedirles opinión y posición previa para la investidura.

Será la tercera tanda de recepciones que tiene que celebrar don Felipe en menos de seis meses, después de la de enero, de apertura de la XI Legislatura, y la de abril, para confirmar el cierre fallido de la misma y laconvocatoria de nuevos comicios. Entonces, Rajoy declinó la oferta primera del Rey para que presentara su candidatura a jefe del Ejecutivo porque no tenía apoyos para salir elegido: todos los grupos, excepto el PP con sus 123 diputados, habían anunciado su no por adelantado. Pedro Sánchez recogió después el testigo pero, como se comprobó más tarde, sin avales ni margen alguno para sacar adelante su candidatura.

El rey Felipe VI saluda al secretario general del PSOE, Pedro Sánchez (d), en el Palacio de la Zarzuela. (EFE)
El rey Felipe VI saluda al secretario general del PSOE, Pedro Sánchez (d), en el Palacio de la Zarzuela. (EFE)

Con ese precedente, que desembocó en la repetición de los comicios el 26-J, Rajoy insiste en que hay que desbloquear la situación política cuanto antes y que si el PSOE no quiere una gran coalición ni un acuerdo de legislatura, debe permitir con su abstención que él pueda formar Gobierno con sus 137 diputados.

La llave de la gobernabilidad la sigue teniendo Sánchez, porque aun contando con los 32 escaños de Albert Rivera, el PP se quedaría en 169, a ocho de la mayoría absoluta y en minoría frente al anunciado rechazo del resto de la Cámara: PSOE, Podemos y todos los nacionalistas.

Si todos los representantes de los partidos confirman al Rey sus actuales posiciones, don Felipe tendría constancia oficial de que la investidura de Rajoy es inviable. Pero en el PP no acaban de creerse que Sánchez y Rivera, cuando tengan que retratarse la próxima semana ante el Rey, insistan en mantener bloqueada la constitución del Gobierno con el “no es no” del primero y la abstención en segunda ronda de Ciudadanos, que sirve para nada.

Los socialistas quieren que los riveristas se mojen primero con el anuncio de un apoyo a Rajoy que a ellos les vendría bien para defender su salto a la abstención, Ciudadanos prefiere que el PSOE cambie ya a esa posición para evitarse el sí al presidente del PP. Falta por ver si lo reconocen así ante don Felipe y, sobre todo, si admiten que prefieren forzar antes una investidura fallida (derrota parlamentaria) de Rajoy para plantearse luego el desbloqueo, entrado agosto o ya en septiembre.

En cualquier caso, pondrían en un grave aprieto al monarca, además de a la estabilidad del Estado, de nuevo abocado a otra repetición de elecciones, porque Rajoy insiste en que no está dispuesto a caer en esa trampa y le parece un disparate dilatar más la interinidad del Ejecutivo, en funciones desde el 21 de diciembre del pasado año.

Si el PSOE mantiene el bloqueo después de las consultas del Rey, el presidente del Gobierno pedirá a los partidos un periodo de reflexión en nombre de los intereses generales de España, como ha repetido desde los comicios, con la advertencia de que no descarta presentarse a la investidura, pero tampoco lo contrario. Don Felipe, por su parte, ante la certeza de una investidura fallida, tendría que hacer antes una invitación a todos los partidos para que negocien hasta encontrar una salida al bloqueo, al menos según los cálculos del PP.

http://www.elconfidencial.com/elecciones-generales/2016-07-20/pp-gobierno-investidura-rey-rivera-sanchez-rajoy_1235886/

 

Deja un comentario

Play CAPTCHA Audio
Reload Image

Traductor
Secciones
Ficheros mensuales

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.