Hosting por dinahosting.

IMSERSO

Toros 4Hace unos pocos años conseguí vencer mi timidez natural, y me apunté al IMSERSO, para ver de aprovechar unos precios muy asequibles para unos días de vacaciones en puntos de la costa. Como es lógico no en momentos de estación alta.
Después de varias alternativas, escogí ir una semana a Torre del Mar (Málaga), en un hotel de cuatro estrellas y a un precio irrisorio. El momento era a principios de noviembre. Cuando iba en mi coche hacia allí pensaba que el hotel sería sucio, y que tendría que comer en algún restaurante para no morir de hambre con el servicio del hotel.

De todos estos pensamientos, nada de nada. El hotel era muy limpio, el servicio muy atento y nadie podía pensar que todo aquello fuera tan barato. La comida era un self service muy correcto. Comías bien y todo lo abundante que tu estómago te permitía. El vino y el agua mineral estaban incluidos en el precio, así que no había que pagar ningún extra.
El lugar no me entusiasmó, Torre del Mar es muy turística, demasiado grande y sin ninguna clase de tipismo, todo muy standarizado. Era lo mismo que estar en Benidorm o en Can-Cun. Pero aproveché para hacer varias excursiones. Lógicamente fui a Marbella y Mijas, pero lo que más me gustó fue Ronda, Coín  y las Alpujarras.
Ronda es la gran desconocida de Andalucía, no coge de camino para ir a ningún sitio. Esta a algo más de 100 km de Málaga, y son dos horas de viaje, dadas las malas condiciones de las carreteras. Pero una vez en Ronda descubres lo que es la Andalucía tradicional, la de toda la vida, evidentemente sin turistas. Con una plaza de toros de las de verdad, y con un “tajo” que es un auténtico milagro geológico. Para quién le guste lo auténtico, vale la pena hacer el viaje.
Coín es un pueblo del interior de Málaga, básicamente agricultor, pero que podemos considerar como un pueblo rico. No tiene turistas, pero vive del turismo, el misterio está en que su juventud siempre encuentra trabajo en la Costa del Sol que está muy cerca. Sin que tenga nada muy especial que atraiga al turismo, como Mijas, es un pueblo muy agradable y que te permite ver lo que sería la Andalucía de toda la vida. Salí encantado y con ganas de volver.
La Alpujarra es una comarca de la sierra de Granada, que siempre ha sido muy pobre y que ahora empieza a levantar la cabeza. Mis padres tuvieron una sirvienta que era hija de la Alpujarra, y recuerdo cosas que nos contaba de los años sesenta. Por ejemplo el aullar del lobo por la noche, que les hacía estremecer. O que su padre salía en busca de esparto por el monte, donde se pasaba unos quince días durmiendo en el suelo y comiendo lo que podía. Ahora no, ni hay lobos ni hay esparto, sí una incipiente agricultura de secano y un poco de huerta. Pueblos como: Cañar, Carataunas, Orgiva o Soportujar, cuyos nombres no dicen nada a nadie, pero que cuando estás ahí te maravillan por su sencillez y autenticidad.
Doy las gracias al IMSERSO por darme esta oportunidad.+

Deja un comentario

CAPTCHA Image
Play CAPTCHA Audio
Reload Image

Traductor
Secciones
Ficheros mensuales

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.

Translate »