Hosting por dinahosting.

LAS IZQUIERDAS

imagenSantiago Alba Rico, madrileño, filósofo marxista y uno de los que pusieron en marcha a PODEMOS, acaba de publicar un libro titulado “Podemos seguir siendo de izquierdas”, en el que hace un repaso de la actualidad política en nuestro País y razona los motivos por los que ha aparecido PODEMOS y su éxito, al menos momentáneo.

En su libro, Alba define lo que es un programa político inusual, en el que pretende ser revolucionario en lo económico, reformista en lo institucional y conservador en lo antropológico.
Dice Alba que en nuestro País llevamos 35 años haciendo populismo desde el poder. El 1% no ha dejado de hacer populismo con olimpiadas y bodas reales, o violando todos los compromisos electorales. Y sin embargo vierte su crítica más feroz cuando se trata del populismo del 99%. Y eso lo denuncia un partido que se llama Popular, y que lleva muchos años alternándose en el poder con el Socialista. Que uno se llame Popular y el otro Socialista es buena prueba del populismo de las élites.
El cambio más significativo que está llegando sea probablemente el abandono del eje derecha/izquierda y su sustitución por otro extraído del populismo, que enfrenta al hombre común (el 99%) con las élites. Es con esta idea donde ha irrumpido PODEMOS.
Dice Alba que, al menos desde la abdicación de Julio Anguita, “la izquierda institucional ha apoyado la doctrina oportunista sobre el malestar social, y algunas críticas dan por hecho que PODEMOS se inscribe en esta misma lógica oportunista. Si PODEMOS es una respuesta oportunista y militante a la efervescencia del malestar social, les retiraré mi apoyo. Entre tanto, si apoyo la iniciativa es porque creo que el malestar social no es una oportunidad sino una urgencia”.
Dice Alba que “la excesiva inteligencia es una amenaza para cualquier proyecto político de izquierdas. La inteligencia es un instrumento, pero es sobre todo una tentación. En PODEMOS hay mucha y muy refinada inteligencia (Pablo Iglesias, pero también Monedero o Errejón) y a veces uno desearía que hubiera menos, y además más femenina, aún a riesgo de debilitar los instrumentos”. Los líderes políticos son en general títeres de multinacionales o partidos financiados por multinacionales. ¿Es imposible fabricar un líder movido no por élites sino por el hombre común?

Deja un comentario

CAPTCHA Image
Play CAPTCHA Audio
Reload Image

Traductor
Secciones
Ficheros mensuales

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.

Translate »