Hosting por dinahosting.

REVOLUCION EN LAS AULAS

A2-FOTO-CUADRO_1-23La Compañía de los Jesuitas, ha iniciado en algunos colegios de Cataluña una auténtica revolución. La enseñanza se hace sin asignaturas, sin libros y sin exámenes.

Para cambiar el sistema de enseñanza, han empezado por cambiar el mobiliario de las aulas. Ahora no hay tarimas, ni pupitres, y los asientos están dispuestos de tal forma que permitan la realización de distintas reuniones de grupos.

En este nuevo sistema se han acabado las lecciones magistrales. Los maestros ya no son los que lo saben todo, y se han convertido en los monitores o guías de los alumnos.

En lugar de asignaturas lo que hay son trabajos en equipo, en donde cada trabajo significa la incidencia de varias asignaturas. En un mismo tema, por ejemplo “las Cruzadas”, pueden estudiarse aspectos históricos, geográficos, religiosos, literarios, etc..

Lo que está resultando, en los pocos meses que llevan de experiencia, no puede ser más exitoso. Los alumnos trabajan con mucha más ilusión y muestran un alto sentido de responsabilidad frente a su futuro.

Con las ideas renovadoras del Papa Francisco y una larga tradición de excelencia educativa a sus espaldas, los jesuitas han emprendido un cambio radical en Cataluña. El nuevo método pedagógico se ha puesto en marcha este curso de forma piloto en tres centros concertados, pero la intención es ampliarlo en los próximos cinco años a los otros cinco colegios que tienen en la comunidad autónoma. En total, la reforma afectará a 13 000 estudiantes.

Las clases son de unos 120 metros cuadrados con paredes y puertas transparentes. Todo es diáfano, de colores alegres y hay gradas y pufs donde los estudiantes pueden trabajar. Donde antes había un profesor, ahora hay tres, para un seguimiento casi exhaustivo de los alumnos. El maestro es ahora el que acompaña y guía al alumno. El estudiante ha pasado a ser el protagonista del aprendizaje.

Todo este cambio se inició por la falta de motivación que experimentaban los alumnos al inicio de la adolescencia. Los estudiantes se aburrían y los profesores y los padres lo notaban. Nadie estaba muy contento.

El cambio pedagógico está permitiendo que los alumnos vuelvan a tener la ilusión por el aprendizaje y la enseñanza. Hace falta valentía para hacer todo este cambio, pero los jesuitas les sobra experiencia y ganas de mejorar.

Un comentario para “REVOLUCION EN LAS AULAS”

Deja un comentario

CAPTCHA Image
Play CAPTCHA Audio
Reload Image

Traductor
Secciones
Ficheros mensuales

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.

Translate »